De basurero a excavación arqueológica

Es el segundo hallazgo de bestias prehistóricas en la región a dos kilómetros de distancia de la aparición de la osamenta de un mastodonte en 2015.